Segura Clavell 'Canarias ha vivido de espaldas al continente africano “en un pasado no tan lejano'

Diciembre 15, 2021

SEGURA CLAVELL (CASA ÁFRICA): “MAPAS ACERCA FACETAS DE LA CREATIVIDAD AFRICANA A LOS CANARIOS Y CONTRARRESTA LOS ESTEREOTIPOS”

Canarias ha vivido de espaldas al continente africano “en un pasado no tan lejano” , afirma con conocimiento de causa José Segura Clavell. El actual director general de Casa África, recibirá este miércoles 15 de diciembre, como representante de esta institución con sede en Las Palmas de Gran Canaria, el premio Cartógrafo Ilustre 2021 que otorga MAPAS. La cercanía de esta entidad con el continente africano y su propia experiencia le permiten también hablar a las claras de “nuestra relativa amnesia“ y de cómo “nos topamos con la crisis de los cayucos a principios de este siglo y eso nos ha forzado a volver a mirar a África” buscando impulsar relaciones de igual a igual y en mutuo beneficio.

Para alguien que desconozca esta institución, ¿qué es Casa África?

La casa es un consorcio público, participado por el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, el Gobierno de Canarias y el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, que fue constituido en el año 2006. Desde Casa África parten iniciativas y proyectos que impulsan las relaciones de igual a igual y de mutuo beneficio entre África y España, que nos acercan. Lo hacemos a través del conocimiento, la confianza y las alianzas que contribuyen al desarrollo social, económico y cultural en ambas orillas.

¿Creen que la sociedad canaria vive de espaldas a África? ¿Qué papel puede cumplir MAPAS en este aspecto?

Creo que se podría decir que vivimos de espaldas a África en un pasado no tan lejano, pero también que tenemos la base de una rica y nada desdeñable historia de intercambios y cercanía con África, como puente tricontinental que somos, por cuyos puertos y aeropuertos hemos establecido vías de comunicación intensa con nuestros vecindarios africano, europeo y latinoamericano.

Me parece que nuestra relativa amnesia de finales del siglo XX se topó con la crisis de los cayucos a principios de este siglo, que nos forzó a volver a mirarnos en África. Creo que, a pesar de los pesares, nos encontramos un escenario diferente y mejor ahora, un interés renovado entre ciudadanía, instituciones de las administraciones públicas, artistas y todos los estratos de nuestras sociedades.

MAPAS tiene un papel central, porque acerca facetas de la creatividad africana a los canarios y contrarresta, con artes escénicas y música, imágenes dramáticas o estereotipadas que vemos en los medios de comunicación y que hay que completar con otras historias y visiones.

Casa África colabora con MAPAS. ¿Qué tipo de colaboración existe?

La diplomacia cultural es una pata fundamental del trabajo de Casa África y tenemos un área de Cultura y Educación muy activa y presente tanto en Canarias como en el resto del territorio nacional y en África, a través de colaboraciones con festivales, instituciones, artistas y otros aliados de todo tipo.

MAPAS es uno de esos aliados con los que nos unen historia, intereses y por qué no decirlo, cariño. Después de todo, el nombre de MAPAS se vincula también a la figura de nuestro querido Antonio Lozano, un verdadero sabio y agitador cultural que se las ingenió para ponernos en contacto a través de muchas iniciativas. Con MAPAS colaboramos facilitando la presencia de grupos africanos, apoyándoles a través de gestiones con los visados y con financiación.

A nivel diplomático, ¿cómo se encuentran en la actualidad las relaciones entre África y Canarias? ¿Cómo ha influido el COVID-19 en estas relaciones?

Creo que las relaciones entre Canarias y los países africanos (especialmente los más cercanos, que se sitúan en la costa occidental del continente como nosotros mismos) son cada vez más fluidas, intensas y fructíferas. La diplomacia es cuestión de estados y se reserva a nuestro ministerio, pero puedo aventurarme a decir que Canarias practica una suerte de diplomacia suave con los estudiantes africanos que vienen a formarse entre nosotros, los profesores y estudiantes canarios que se trasladan al continente africano para aprender y colaborar o los proyectos comunes que unen a nuestros artistas, bibliotecarios, periodistas y escritores, por mencionar algunos sectores.

La Covid ha significado una alteración de nuestras relaciones entre nosotros y con el mundo, incluido el continente africano. Escribo con frecuencia sobre el tema y lo que me gustaría reseñar es que África ha manejado razonablemente bien la pandemia mientras que la pandemia y nosotros nos estamos ensañando con ellos.

En primer lugar, porque el mundo occidental, más privilegiado, al que pertenecemos, se ha dedicado a acaparar vacunas y conocimiento de la forma más insolidaria, impidiendo la inmunización del continente africano y abriendo la puerta a nuevas cepas y la inseguridad global. En segundo lugar, hemos aislado a parte del continente africano por demostrar transparencia y avisarnos de la existencia de la variante ómicron y todas las restricciones y disrupciones en el comercio y las comunicaciones están ahogando a las economías africanas. En tercer lugar y en el caso concreto de Canarias, se ha intentado ligar la enfermedad a las migraciones y estigmatizar aún más a quienes arriesgan sus vidas para llegar a nuestras costas, también de manera totalmente injusta y sin motivos.

¿Qué supone para Casa África recibir este premio desde una cita cultural como MAPAS?

Supone un placer y un privilegio. El reconocimiento de nuestra labor por una iniciativa tan interesante, pionera y hacedora de puentes entre culturas nos llena de alegría y satisfacción y nos anima a seguir la vía de la diplomacia pública, la diplomacia cultural y una visión compartida y colaborativa del mundo.

Artículos relacionados (por etiqueta)